Trata a tu coche con amor para alargarle la vida

No hay comentarios todavía

Qué mejor momento que la semana de San Valentín para cuidar lo que más quieres. Si el coche es como tu segundo amor, estos consejos te serán de gran ayuda. Podrás aumentar la vida útil de tu coche o, al menos, intentarlo, si empiezas a hacer estos pequeños trucos en tu día a día. ¡Te librarás de ir al taller!

No escatimar en recambios

Sobre todo, no descuides los frenos y el chasis. También es importante cambiar los filtros y las correas, ya que pueden dañar el motor y esto aumentará el consumo de combustible.

Instalar un protector del frontal

Deberías comprobar a menudo que el frontal del coche está en buen estado. Las chinas de la carretera pueden hacer mella en la pintura del capó o incluso en el cristal. Si el cristal ha sufrido algún daño, no tardes en llevar a repararlo o acabarás cambiando la luna entera.

Repasar las juntas de goma

Es importante revisarlas para que tu coche no sufra filtraciones de agua cuando llueve.

Controlar los niveles de aceite

Es recomendable comprobarlo una vez al mes, ya que la falta de lubricante podría ocasionar daños bastante importantes en el motor de tu coche.  

Sustituir la correa de la distribución

Sigue los plazos de la garantía del fabricante. La correa de la distribución es, sin duda, ¡una de las reparaciones más caras!

Comprobar batería

Una vez al año, revísala junto al sistema de encendido. Así te evitarás la sorpresa de que tu amado coche no quiere arrancar esa mañana en la que vas justo de tiempo al trabajo…

Frenos

Ante cualquier cambio que se note al pisar el pedal, acuda al taller… ¡No estamos hablando de cualquier cosa! 

Escobillas

Los limpiaparabrisas deben sustituirse al final de cada verano y siempre que dejen rastros en el cristal. Si no se hace así, podría arañar la luna y será un daño irreversible.

Amortiguadores

Se recomienda revisarlos cada 20.000 km.

Mirar la presión de los neumáticos

Debes comprobar la presión una vez al mes, y mirar el desgaste de los neumáticos cada vez que salgas de viaje. ¡No olvides ajustar las ruedas a la carga del maletero!

Revisar el climatizador

Es conveniente estar atento a este tema para cambiar algunas piezas del aire acondicionado cuando pasen los años. Además el aire necesitará cargas cada cierto tiempo, para que este refrigere correctamente.

¡Ojito con la pintura!

La pintura puede encontrarse con varios enemigos, como son el sol, los excrementos de pájaros, los insectos… Esto puede solucionarse dando a tu coche una capa de cera. Es recomendable aplicarla unas dos veces al año, para protegerlo así de los agentes externos.

Lavar el coche regularmente

La acumulación de suciedad, además de dejar un aspecto horrible,  puede crear un foco que lleva de manera fácil a la corrosión. ¡Mantenlo limpio!

Conducción eficiente

 Si conduces  manteniendo una velocidad constante, sin acelerones y frenazos bruscos, además de conseguir ahorrar combustible, estarás cuidando la mecánica de tu coche. ¡En :DriveSmart podemos ayudarte con esto! 😉

 

 

Descarga y prueba ahora DriveSmart 

botones de descarga

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Buscar en nuestro blog