Multas raras y absurdas ¡de pies a cabeza!

No hay comentarios todavía

Acciones tan comunes como afeitarse, comer, maquillarse, ir descalzo o utilizar chanclas se han registrado como causas de multa entre conductores a los que las fuerzas del orden han pillado “in fraganti” llevando a cabo tan populares rutinas. ¿Quieres conocer cuáles han sido las multas más raras y absurdas “de pies a cabeza”? ¡Fíjate!

Prohibido el ñam, ñam

Decenas de conductores han sido sancionados por comer al volante. Desde un bocadillo o unas galletas hasta pipas o chuches. Incluso, alguno se ha atrevido a tomarse un yogur ¡con cucharilla y todo! La indigestión está asegurada: 200 euros de multa y la retirada de dos puntos.

Sombra aquí, sombra allá

Solo las chicas pueden entender lo importante (y difícil) que puede ser estar siempre perfecta… Por eso, muchas aprovechan los atascos y otras las carreteras más tranquilas para sacar el maletín de maquillaje y pintarse los labios, ponerse el rímel y las más osadas (y experimentadas) son capaces de hacerse hasta la raya del ojo. Las abuelas siempre dicen aquello de “para lucir hay que sufrir” y… ¡cuánta razón tienen! En este caso, el sufrimiento asciende a 200 euros de sanción y dos puntos menos en el carné de conducir.

Para que hablen de los chicos…

No solo ellas aprovechan el coche para preparar y ofrecer su mejor sonrisa tras el viaje. Ellos no son menos y retan aquella norma no escrita de que no son capaces de hacer dos cosas al mismo tiempo. Y no solo la retan sino que se han encargado de dejar la prueba física que lo demuestra: varios conductores han sido multados por afeitarse al volante. Sí, sí: has leído bien… ¡afeitarse!

¿Contamos? Cambiar de marcha, sujetar la espuma de afeitar, acelerar, repartir la espuma de forma homogénea, poner la radio, escuchar la radio, frenar, coger la maquinilla, dejar el frasco de la espuma en el asiento, soltar alguna maldición en hebreo porque el frasco se ha caído, buscarlo…. La hazaña se merece un premio y, por el contrario, estos héroes multitarea han tenido que enfrentarse a una multa de 200 euros y la retirada de dos puntos del carné. Quizá por eso dicen que el Hombre de Negro se afeita con las uñas.

¡Qué peste, qué peste!

Llega el verano y, con él, el calor y la necesidad de tener los pies fresquitos. Por eso, muchos conductores optan por descalzarse al volante: una buena elección para refrescar los pies y el bolsillo porque conducir descalzo está prohibido y se sanciona con 200 euros. ¿A nadie se le ha ocurrido cubrir la parte de los pedales con algo refrescante? ¿Para cuántos hielos dan 200 euros?

Quizá cabe pensar que la multa por ir descalzo responda a una preocupación general y legal por la higiene del conductor. Pero, entonces ¿por qué también se penaliza el uso de chanclas? ¿Quizá a lo que nos enfrentamos sea a una búsqueda de la elegancia? Pues tampoco, porque también existen conductores (supongo que más bien se trata de conductoras) que han sido sancionadas por conducir con zapatos de tacón. Las multas por uno y otro caso pueden alcanzar los 400 euros.

Por usar :DriveSmart nunca te van a multar, ya que no tienes que tocar el teléfono para nada mientras conduces.

¿Y tú, conoces alguna multa absurda de pies a cabeza? ¡Cuéntanosla en los comentarios! 🙃

 

Descarga y prueba ahora DriveSmart 

botones de descarga

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Buscar en nuestro blog