¿Conduces con la postura correcta? ¡Compruébalo!

No hay comentarios todavía

La mayoría de la gente valora la seguridad como uno de los aspectos más importantes a la hora de comprar un coche. Y, por supuesto, también la comodidad. Pero hay que tener en cuenta que para ir cómodos y seguros, el coche no lo hace todo. También hay que poner de nuestra parte y llevar a cabo todo lo que esté en nuestra mano. Uno de estos aspectos es la postura al volante, ya que es primordial adoptar una posición correcta. Te contamos cómo hacerlo:

Ajusta la altura del asiento

Es importante controlar visualmente lo que ocurre delante y detrás del vehículo, por lo que se trata de algo primordial. Ajústalo de tal manera que veas correctamente el cuadro de mandos y el parabrisas

Inclinación del respaldo

Recuerda no ir recostado, estás conduciendo… ¡no echando la siesta! Lo ideal es tener la espalda bien apoyada sobre el respaldo, haciendo un ángulo de 100 grados. Si extiendes el brazo, la muñeca debe apoyar sobre la parte superior del volante, ya que los brazos deben ir ligeramente flexionados para conducir con comodidad y poder maniobrar con total certeza.

La distancia del asiento frente a los pedales

También es muy importante tener en cuenta la rodilla debe estar ligeramente flexionada cuando pises el embrague y la parte baja de la pierna separada del asiento. Esto hará que tu conducción sea mucho más cómoda y evitarás lesiones en caso de accidente.

Altura del volante

La mayoría de los coches disponen un ajuste de la altura y la profundidad. Para regular la altura, has de colocar los brazos sobre el volante intentando que las manos queden a la misma altura que los hombros. Si no puedes ajustar la profundidad del volante, deberás hacerlo moviendo el asiento.

Seguimos con el reposacabezas 

Suele ser uno de los elementos que más se ignoran, a pesar de que cumplen una función bastante importante; pueden evitar lesiones de cuello en caso de accidente. La altura perfecta es colocarlo coincidiendo la parte superior del reposacabezas con la altura de los ojos.

El cinturón de seguridad 

Es, lógicamente, otra de las cosas importantes que deberías regular: una vez esté ajustado el asiento, es necesario colocar el anclaje de tal forma que la cinta pase por encima de la clavícula.

Espejos y retrovisores

Presta atención a los espejos interiores y exteriores. Comienza centrando el espejo interior con la luna trasera, así conseguirás el mayor campo de visión posible sin tener que mover la cabeza. Los retrovisores exteriores están ahí para evitar los ángulos muertos y mostrar lo que ocurre en la parte trasera del coche, por lo que deberás colocarlos de manera que veas los movimientos de los coches antes de que aparezcan por tu lado. Sabrás que están bien regulados cuando un vehículo te adelante y lo veas primero por el espejo interior y al desaparecer de éste, aparezca en el retrovisor exterior.

Una vez que hayas hecho todo esto… ¡conecta :DriveSmart!

Así podrás comprobar lo buen conductor que eres y ganar una certificación que te avale como tal. Además, podrás ahorrar en gasolina y mejorar el mantenimiento, si usas tu coche debidamente, a la larga… ¡te lo agradecerá!

Descarga y prueba ahora DriveSmart 

botones de descarga

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Buscar en nuestro blog